16 de enero de 2010 | By: Edy Salazar U.

DÍA SÉPTIMO




PIDAMOS LA PROTECCION DE NUESTRA SANTÍSIMA MADRE DE LA MERCED POR NUESTROS HERMANOS DE HAITI A FIN DE QUE LAS NACIONES LES TIENDAN LA MANO Y ELLOS TENGAN FORTALEZA EN ESTAS HORAS DE DOLOR ASI MISMO NUESTRAS ORACIONES POR LAS MADRES TRABAJADORAS DE LOS MERCADOS QUE DÍA A DÍA LUCHAN SOLAS PARA SACAR ADELANTE A SUS HIJOS.PARA QUE DIOS LAS PROTEJA E ILUMINE SACÁNDOLAS SU CORAZÓN DE LAS CÁRCELES DEL DOLOR ,EL ABANDONO.Y LA INGRATITUD

ORACIÓN DEL DIA SÉPTIMO

SUAVÍSIMA VIRGEN MARÍA DE LA MERCED MISTERIOSÍSIMA PISCINA QUE AL MOVER CON LOS RUEGOS TUS DEVOTOS LAS COPIOSAS CORRIENTES DE TUS PIEDADES, NO SOLO HALLAN LA MILAGROSA MEDICINA DE SUS CUERPOS SINO TAMBIÉN LA ETERNA SALUD DE SUS ALMAS; DÁNDOLES COMO AMOROSA MADRE LA MANO PARA QUE NO MUERAN SIN LOS SANTOS SACRAMENTOS EXHORTANDO A TODOS A LA DEVOCIÓN DE TU SANTO ESCAPULARIO. SUPLICÁMOSTE DULSÍCIMA MARÍA MADRE AMOROSÍSIMA EN QUIEN COMO TUS HIJOS ESPERAMOS NO PERMITAS QUE MUERAN TUS DEVOTOS SIN EL ESPIRITUAL SOCORRO DE LOS SACRAMENTOS PARA QUE RECIBIÉNDOLOS DIGNAMENTE EN ESTA VIDA CONSIGAMOS LA GRACIA DE IR A ALABARTE EN LA GLORIA, Y A CADA UNO EN PARTICULAR CONCEDE LO QUE TE PEDIMOS EN ESTA ROGATIVA SI FUERA PARA GLORIA DE DIOS Y BIEN DE NUESTRAS ALMAS AMÉN
AQUÍ SE PEDIRÁ A LA SANTÍSIMA VIRGEN ALENTANDO MUCHO LA CONFIANZA EN ESTA SEÑORA, LO QUE CADA UNO NECESITARE…


CANCIÓN A NUESTRA MADRE LA VIRGEN DE LA MERCED


MARÍA DE NAZARETH
MARÍA DE NAZARETH
MARÍA ME CAUTIVO,
HIZO MÁS GRANDE MI FE
Y POR HIJO ME ADOPTO
Hay veces que yo me pongo a pensar
y sin percibir me voy a rezar y mi corazón
se pone a cantar a la Virgen de Nazaret
Doncella que Dios amo y escogió
Madre de Jesús, el hijo de Dios
María que el pueblo entero eligió
Señora y madre del amor.
Ave María, ave maría Ave María,
Madre De Dios


2 comentarios:

Recursos para tu blog - Ferip dijo...

hOLA EDy!
Ya lo creo que hay que interceder por nuestros hermanos de Haití...

Un besote enrome!
Dios te bendiga :)

La Gata Coqueta dijo...

Ellos estan en mis oraciones de la noche y espero y deseo que el Señor les acompañe y que no se sientan como un ave sin alas...

Un abrazo

Marí